Herbalife Gran Canaria: más presupuesto pese al Covid-19 gracias al Cabildo y la Eurocup

La previsión de ingresos del club de la ACB es de 8,7 millones en 2020-2021, 100.000 euros más de lo presupuestado en 2019-2020, antes de que la pandemia estallara y dinamitara todas las previsiones hechas hasta la fecha.

Fotografía de E Cobos, ACB Photo.
Fotografía de E Cobos, ACB Photo.

Temporada 2020-2021. La Covid-19 obliga a los clubes de LaLiga y la ACB a definir presupuestos a la baja, aunque con excepciones. Los equipos ascendidos, que elaboran previsiones de ingresos al alza por la mayor notoriedad y los ingresos audiovisuales, y el Herbalife Gran Canaria. El club insular ha empezado el curso con más presupuesto de lo que lo hizo la pasada campaña, cuando no existía pandemia ni se preveía tal hecatombe. El presupuesto al que ha accedido 2Playbook revela 8,7 millones de euros para esta temporada, una previsión de ingresos un 1,1% superior a la que aprobó para el año pasado. ¿La clave? El patrocinio público y la clasificación para jugar la Eurocup.

El club prevé facturar 960.000 euros a través de los contratos de patrocinio que tiene firmados con el Cabildo de Gran Canaria. Como contraprestación, el Granca ofrece visibilidad en la pernera del pantalón de los partidos de la ACB, en el frontal de la camiseta en los encuentros de Eurocup, en la ropa de calentamiento y en otros activos y soportes en el Gran Canaria Arena y en los soportes de comunicación del club.

La marca turística Islas Canarias, que depende del Gobierno autonómico, también aporta su grano de arena al patrocinio, lo que le permite tener visibilidad sobre el dorsal de la camiseta de juego. Del presupuesto se deprende que el patrocinio público aumentará un 81% esta temporada, marcada por el roto del negocio del día de partido. Sin ir más lejos, el ingreso de la taquilla caerá un 25%, hasta 60.000 euros, mientras que el negocio generado por los abonos lo hará un 53%, hasta medio millón de euros.

Es una caída importante, ya que los abonos fueron la segunda mayor partida de ingresos propios del presupuesto de 2019-2020, aunque la pandemia causó estragos a partir de marzo. Este año los clubes no confían en volver a abrir sus pabellones hasta, como mínimo, primavera, por lo que el roto podría ser mayor de lo previsto cuando el club fijó su presupuesto antes de que empezara la temporada.

Ante el impacto negativo de la Covid-19 en el matchday, el club se encomienda a la subvención de el Cabildo de Gran Canaria, por 3,2 millones de euros. El virus no ha alterado los planes de la Administración de seguir apoyando al equipo de la ACB, que lleva décadas bajo el control del Cabildo y recibiendo ayudas económicas directas. Esta subvención es vital para el Granca, pues supone un 36,7% de su presupuesto.

Además de las ayudas públicas por subvención y patrocinio, la entidad presidida por Enrique Moreno espera mejorar sus ingresos vía competiciones y los espónsors privados. Por un lado, espera facturar 850.000 euros por los resultados deportivos, un 26,8% más gracias a que el equipo ha vuelto a competir en la Eurocup tras un año alejado de las competiciones europeas.

La entidad espera que esa visibilidad fuera de España le genere más ingresos de los espónsors privados, una partida que prevé que crezca un 7,9%, hasta 2,3 millones de euros. Entre los patrocinadores está Herbalife, main sponsor; Bankia, Aguas de Teror, Dsa, Toyota y HPS. En un segundo rango está la hotelera Barceló, Endesa, Kalise, Worten, Viajes Insular, Tirma, Spalding como socio técnico, HiperDino, Clínica Dental IOC, Clipper, el Aquarim Poema del Mar y la empresa de aislamientos acústicos Atefuer.

El Herbalife Gran Canaria también prevé facturar 550.000 euros mediante el traspaso de jugadores, la misma plusvalía que esperaba registrar en 2019-2020. La organización no ha publicado sus cuentas a cierre de esa temporada, pero en 2018-2019 facturó 10,6 millones de euros que, descontando el millón que el fondo HMK Holdings dejó de pagar, supusieron un ingreso de 9,6 millones de euros, como ya adelantó 2Playbook

La entidad entró en números rojos en 2018-2019, con unas pérdidas de 798.728 euros por el coste de disputar por primera vez la Euroliga. Lo que debía convertirse en un impulso económico, finalmente no se tradujo en un mejor resultado.

Lograr el pase para la máxima competición europea es sinónimo de un alza en los ingresos por patrocinio, y así fue. Sin embargo, también acostumbra a exigir un mayor gasto en la plantilla, que aumentó un 32,9% interanual, y en desplazamientos, que se dobló hasta 1,3 millones de euros, un incremento muy por encima del que registró la cifra de negocio.

La previsión de gasto para este año es de 8,72 millones de euros, con un presupuesto para la primera plantilla de 4,45 millones de euros, apenas un 0,2% más que el año anterior. El club espera destinar 830.000 euros al pago de nóminas del cuerpo técnico del primer equipo, un 65,2% más de lo previsto el año anterior.

Los gastos del equipo ACB se disparan un 65%, hasta 760.000 euros, por los desplazamientos para disputar partidos de la Eurocup. Eso sí, la inversión en marketing, abonados y comunicación cae un 29,7% y los gastos asociados a la organización de partidos lo hace un 60%, hasta 11.000 euros, debido a que los encuentros se están jugando a puerta cerrada.

La venta del club, en la agenda del Cabildo

El Herbalife Gran Canaria es un club controlado por el Cabildo Insular de Gran Canaria, la entidad pública que aportó los recursos necesarios para que la entidad cumpliera con la obligatoriedad de transformarse en sociedad anónima deportiva (SAD) en 1992. Desde entonces, la entidad ha estado controlada por la Administración, incluido el Ayuntamiento de Gran Canaria, aunque parte de su accionariado es privado.

Ahora, el Cabildo quiere dar entrada a más capital privado para dejar de controlar la entidad, lo que le ha llevado a tasar el 100% de las acciones en 6,5 millones de euros. La idea es venderlo a inversores locales, con Elite Sports Management como principal opción. La compañía está liderada por Rafael Calvo, propietario y consejero delegado de la agencia, y entre los inversores está el exjugador de la NBA Joel Freeland.

En cuanto se cierre la operación, el peso del accionariado estará en inversores privados, culminando así un proceso que el Cabildo lleva años tratando de llevar a cabo. Tras la venta frustrada de HMK hace un año y medio, el club dirigido por Enrique Moreno viró hacia una apuesta más segura: capital canario para un proyecto canario en el que se involucrara el ídolo local y ex NBA, Joel Freeland. De momento la venta no se ha cerrado, aunque el Cabildo está interesado en que culmine próximamente.

Publicidad

Publicidad

La redacción propone

Alta Newsletter 2P

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés