El Sevilla FC estudia la compra de clubes en su nueva ofensiva internacional

El club de LaLiga Santander se plantea la adquisición de equipos en un plan más amplio de internacionalización de la entidad en mercados estratégicos como China, Japón, India, EEUU y México, tras renovar su marca. El plan patrimonial se retrasa un año.

sevilla equipo ciudad deportiva recurso

Marc Menchén / Jabier Izquierdo

El Sevilla FC mira al futuro con ambición y, probablemente, nuevas compañías. El club de LaLiga Santander ha abierto la puerta a la compra de clubes internacionales en su proyecto de internacionalización de su marca en mercados estratégicos como China, Japón, India, Estados Unidos y México. Su objetivo es impulsar un negocio que anualmente ya genera más de 150 millones de euros sin contar traspasos.

El club hispalense quiere romper el status quo “para inspirarte a ser mejor”, según indicó ayer su director general, José María Cruz. En ese plan de desarrollo e innovación que tiene en marcha la entidad destaca el interés firme de hacer crecer la marca en todo el mundo. En la parcela deportiva, el club prevé colaborar más intensamente con otros clubes “e incluso nos hemos planteado tener un club en una liga extranjera”, aseguró Cruz en un encuentro con medios.

El dirigente hispalense, arropado por Ramón Loarte, director de marketing, y Ramón Rodríguez Monchi, director general deportivo, explicó las líneas maestras de la hoja de ruta del club para los próximos años. “Queremos ser más internacionales a través de distintas vías”, reconoció Cruz, que trabaja junto a su equipo para “decidir en qué mercados tenemos que ser más conocidos, generar más audiencia y visibilidad y ser más grandes económicamente”. En ese plan cuenta con Summa Branding, que se ha encargado de la nueva identidad, y Nielsen Sport para medir la salud de su marca.

En esa labor de potenciarla, el Sevilla anunciará en los próximos días la firma de un acuerdo de colaboración en la India. Sin entrar en detalles, Cruz explicó que se trata de una proyecto, “económico y deportivo que va mucho más allá de un club de fútbol”.

El Sevilla anunciará en los próximos días un acuerdo de colaboración en la India

Asimismo, el club no descartó realizar proyectos en China, “un mercado complicado”, y desea retomar iniciativas en Estados Unidos y México. Algo más abajo, en Centroamérica, “nos gustaría tener oportunidad de contar con sedes en países como Panamá y Costa Rica”, aseveró el director general sevillista en referencia a las academias.

“Y luego tenemos la gran asignatura pendiente de definir cómo queremos estar en África”, reconoció el ejecutivo, que eso sí, llevará al Sevilla sólo “allá donde esté LaLiga”. Por el momento, los hispalenses tienen un pie en Tanzania, en un acuerdo conjunto con LaLiga y el Young Africans Sports Club, el equipo más popular del país.

 

Apuesta por el I+D+I: departamento propio con una inversión de 500.000 euros

En esa mirada al futuro, el Sevilla también apunta a las nuevas tecnologías y la digitalización en su modelo de gestión. La entidad pondrá en marcha en 2021 un departamento propio de I+D+I que utilizará la inteligencia artificial y el big data para obtener mejores rendimientos en el campo. “A través del dato vamos a intentar sacar más partido que hasta ahora”, reconoció Monchi. El club iniciará el proyecto con la entrada del nuevo año e invertirá en su despegue hasta 500.000 euros.

Aunque la parcela deportiva será la primera que recibirá esta ayuda en materia de innovación, el Sevilla trabaja para que el nuevo departamento ofrezca su servicio a todas las áreas del club, desde la parte económica hasta la administrativa o la de comunicación.

Todo ello, destacó Cruz, va de la mano de la previsión con la que trabaja: “Pensamos a largo plazo, con un plan que prevé orientaciones durante un periodo de 3-4 años. Definimos después de ese proceso interno cuáles deberían ser esas líneas estratégicas a seguir para no perder competitividad”.

El nuevo departamento ofrecerá su servicio a todas las áreas del club en el medio plazo

Respecto al plan de digitalización que pondrá en marcha, y por el que el Sevilla contratará en exclusiva a un equipo externo de profesionales de este ámbito, Cruz prefirió ser cauto: “No queremos hacer mucho ruido, porque queremos que algunas de las cosas que estamos haciendo se queden en la confidencialidad”. Sin embargo, aseguró que “el mundo del fútbol se sorprenderá de que, con muchos menos recursos, estaremos aplicando inteligencia artificial en todos los procesos de trabajo del club”.

Monchi recordó que el Sevilla logró el primero de los éxitos deportivos en este nuevo siglo -la Europa League de 2006- innovando en varias facetas, entre las que destacó, la deportiva. “Ahora toca de nuevo hacer cosas distintas”, afirmó. En cuanto al timing para el desarrollo de su plan de marca, la entidad se ha “acompasado a la realidad económica actual”.

 

Compromiso del club para iniciar las obras en la ciudad deportiva en 2021

Otro de los puntos clave del futuro a medio plazo del Sevilla es su ciudad deportiva. Un recinto que quiere convertirlo en un hub del club y del deporte. Para ello invertirá hasta 20 millones de euros para habilitar una zona específica para uso del primer equipo, con centro médico y hotel, así como el traslado de los 500 empleados de la entidad a unas nuevas oficinas corporativas.

Preguntado por 2Playbook, Cruz reconoce que la pandemia retrasara los tiempos de las obras a realizar: “La inversión en la ciudad deportiva ha sufrido una ralentización que esperemos sea de un año. Sin Covid-19, estaríamos trabajando ya en la primera fase del proyecto, que es la que utilizará el primer equipo. Me comprometo a que no más tarde de finales de 2021 tendremos iniciadas ya las obras de la primera fase”.

En esta inversión patrimonial, el Sevilla quiere hacer “un semillero de otras actividades económicas vinculadas con el deporte”, destacó el directivo. Las obras tienen un plazo de ejecución que podría alargarse hasta los cuatro años.

Cruz: “Me comprometo a que no más tarde de 2021 tendremos iniciadas ya la primera fase de las obras en la ciudad deportiva”

Cuando la reforma esté finalizada, el complejo deportivo ocupará una superficie total de 260.000 metros cuadrados, de los que 60.000 metros se reservarán a la actividad del primer equipo. Esta zona estará compuesta por tres campos de entrenamiento, gimnasio, vestuarios, centro médico, comedor y una especie de hotel con cuarenta habitaciones y zonas comunes de ocio. Por su parte, la cantera dispondrá de hasta ocho campos de fútbol, tres de césped artificial y cinco de césped natural.

Asimismo, el estadio Ramón Sánchez Pizjuán aumentará su capacidad en los próximos años hasta los 60.000 espectadores. “Hemos tenido la opción de irnos al estadio olímpico de Sevilla o de hacer un estadio nuevo en la misma parcela que ocupamos u otra localización. Sin embargo, creemos que lo mejor es rehabilitar lo que tenemos y, si podemos, ampliar el estadio”, destacó el director general rojiblanco.

Precisamente, del estadio y del público que antes lo abarrotaba habló Monchi. El director deportivo sevillista se atrevió a dar fechas sobre la vuelta de los aficionados a los campos de fútbol: “Creo que ya veremos aficionados en los estadios antes del 30 de junio, aunque no sé si podrán estar al 100% de su capacidad. El primer paso, necesario y querido, para que todo vuelva a la normalidad en 2021-2022”.

 

Presupuesto de 180 millones para 2020-2021 en busca del ‘break even’

Los nuevos y ambiciosos proyectos transversales en los que trabaja el Sevilla van en consonancia con su salud deportiva y económica actual. El club hispalense cerró 2019-2020 con un beneficio neto de 1,18 millones de euros gracias a la liberación de provisiones por 9,4 millones y la contabilización de toda la actividad de la temporada, incluida la que se tuvo que trasladar a julio, con un impacto favorable de 11,65 millones. Ahí ha visto tarjeta amarilla EY en forma de salvedad a unas cuentas que muestran una facturación total de 217,8 millones.

Estos son los dos apuntes contables se explican que el club haya podido presentar estas ganancias y no unas pérdidas de 20 millones de euros. Y en ambos casos se trata de una explicación puramente contable, pues hace referencia al modo en el que se han registrado los ingresos correspondientes a los partidos de 2019-2020 disputados en julio y la liberación de la mayor parte de provisiones que en su día se realizaron para cubrirse ante las inspecciones de Hacienda sobre la tributación de los pagos a intermediarios.

Asimismo, el club prevé una mejora de apenas el 5% en el negocio ordinario gracias a su clasificación para la Champions League, donde los ingresos pueden triplicar a los de Europa League, hasta 159,4 millones de euros, mientras que las plusvalías por traspasos serán un tercio de las de 2019-2020, con 21,16 millones, ante un mercado deprimido y una renovada apuesta por retener al talento. En total, la facturación para 2020-2021 se quedará en 180,6 millones.

Publicidad

Publicidad

La redacción propone

Alta Newsletter 2P

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés