Publicidad

Skitude prepara su salida en la Bolsa de Oslo tras levantar otros 25 millones de euros

La compañía especializada en reservas de esquí se fusionó el año pasado con la tecnológica Skioo. Además de salir al mercado bursátil, Skitude ha adquirido otras dos empresas, la estadounidense Liftopia y la suizo-española Spotlio.

skitude app

Si hay dos sectores que la Covid-19 ha potenciado en los últimos meses esos son el deporte outdoor y las tecnológicas. Skitude, empresa española especializada en las reservas para estaciones de esquí, no ha frenado ni los cierres de este tipo de instalaciones en países como Francia o Alemania. La compañía prepara su salida a la Bolsa de Oslo tras haber cerrado una ronda de financiación previa de 270 millones de coronas suecas (25 millones de euros), según ha podido saber 2Playbook.

La operación se ha realizado a través de la colocación de 40,35 millones de acciones, a un precio de 6,7 coronas noruegas por título (0,6 euros). El 75% del capital se cubre a partir de la oferta principal, mientras que el restante lo aportan los actuales inversores a través de la venta de 5,23 millones de acciones existentes. 

La compañía debutará en el Euronext Growth Oslo el 18 de diciembre y a la ampliación de capital han acudido sus actuales socios, que han aportado un total de 118 millones de coronas (11 millones de euros). Entre ellos se encuentran fondos nórdicos Handelsbanken Fonder, Investinor, Canica y Andenæsgruppen.

Tras esta operación, la compañía tendrá más de 82 millones de acciones en circulación, con un valor nominal de 0,02 coronas noruegas y una capitalización de 551 millones de coronas (52 millones de euros). La valoración de mercado de Skitude se ha situado en 350 millones de coronas (33 millones de euros), según consta en los documentos presentados ante el regulador financiero sueco.

Skitude debutará en la Bolsa de Oslo el 18 de diciembre

El objetivo de la empresa, cuya sede central está en Oslo, es alcanzar una facturación de 80 millones de euros a medio plazo. La compañía, que no ha realizado ninguna estimación sobre los objetivos para 2020, cerró el último ejercicio fiscal con una cifra de negocio de 80 millones de coronas noruegas (7,82 millones de euros), por lo que cumplir con dicha previsión supondría multiplicar por diez sus ingresos.

“El capital se utilizará, principalmente, para acelerar el crecimiento orgánico, financiar fusiones y adquisiciones con fines corporativos”, se indica en la documentación. De hecho, las dos primeras operaciones corporativas ya se han cerrado. Skitude ha adquirido dos empresas para reforzarse en el sector del esquí y consolidar su presencia en Norteamérica.

Por un lado, el grupo ha comprado la estadounidense Liftopia, un proveedor especializado en servicios de software para la venta de forfaits. Su adquisición se entiende en clave de ganar cuota en el país, pues cuenta con acuerdos con más de 100 estaciones en el gigante norteamericano, a los que se añade la red de parques de verano para contribuir a su dinamización al finalizar la temporada de esquí.

La segunda compañía comprada es la suiza Spotlio, especializada en la creación de experiencias en torno al esquí. En ella se integran instituciones, negocios, estaciones y todos los sectores beneficiados de la actividad invernal para ofrecer al practicante una herramienta de personalización al desplazarse a una nueva ciudad.

Skitude ha comprado las empresas Liftopia y Spotlio y espera facturar 80 millones de euros a medio plazo

La compañía tiene origen español y suizo, ya que fue fundada por Albert Ferrando y Urs Grimm. Su sede central se encuentra en St. Moritz, donde se ubica una de las principales estaciones de esquí de Europa, aunque también cuenta con sucursales en Barcelona y Salzburgo (Alemania).

Tras ambas adquisiciones, la compañía doblará el número de instalaciones a las que da servicio, que pasarán de 150 a más de 300 estaciones. A falta de conocer las cifras de 2020, la comunidad de esquiadores superó 1,3 millones de usuarios tras cerrar su fusión con la suiza Skioo a mediados de 2019.

El objetivo de Skitude con estas operaciones es diversificar su negocio y unificar en una única plataforma el turismo de montaña y el alpino. Se trata de un mercado que, según consta en la documentación presentada, mueve 135.000 millones de euros en todo el mundo a través de la venta de forfaits y de otros servicios asociados a la práctica de este deporte, como la compra y alquiler de equipamiento, la restauración y el turismo.

“El esquí está viviendo un momento de consolidación y desarrollo digital, lo que aumenta las posibilidades de que los grandes grupos con recursos económicos puedan tener éxito”, explica Marc Bigas, cofundador y consejero delegado de Skitude. En el proyecto aún continúan su socio David Huerva y Yngve Tvedt, fundador de Skioo.

La start-up española nació en 2014 e instaló sus oficinas en Girona. Su sede central, sin embargo, se trasladó a Oslo (Noruega), desde donde se centralizan las operaciones en el Viejo Continente y América. España se mantiene como una de sus sucursales principales, junto con las ubicadas en Londres, Lausanne (Francia) y Santiago de Chile.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés