El Joventut empeora sus previsiones y cierra 2019-2020 con unas pérdidas de 822.000 euros

El club de la ACB anticipaba inicialmente que la primera temporada marcada por la Covid-19 registraría unos números rojos de 790.000 euros. El desfase entre ingresos y gastos se debe a su decisión de no malvender el patrocinio principal.

joventut penya junta 2020

El Joventut de Badalona engorda las pérdidas previstas inicialmente para 2019-2020. El club de la ACB completó la última temporada con unos números rojos de 822.000 euros, frente al descuadre de 790.000 euros que contemplaba en septiembre. La razón continúa siendo la misma: la ausencia de un patrocinador principal tras la salida de Divina Pastora hace dos años.

“Con un patrocinador, a pesar de todo, hubiéramos acabado equilibrando el presupuesto, pero somos ambiciosos con la cantidad a pedir a la empresa que quiera poner su nombre en la camiseta del equipo”, defendió ayer en la junta de accionistas su presidente, Juanan Morales.

El agujero en las cuentas habría sido mayor de no ser por el plan de ahorros que se puso en marcha, y que permitió reducir costes en 370.000 euros entre marzo y junio. A falta de datos oficiales, Morales sí anticipó semanas atrás que el presupuesto ronda los cinco millones de euros en ingresos, un 30% por el impacto de la pandemia en partidas como el ticketing.

La Penya, que no hizo público el presupuesto de 2020-2021, también protegió su posición de caja gracias a su máximo accionista. Scranton Enterprises, firma de inversión vinculada a la farmacéutica Grifols, concedió dos préstamos al club, según Efe.

El primero debido a que, al no venderse unos terrenos en la urbanización Mas Ram de Badalona, “se generaron tensiones de tesorería”, según explicó Morales; y el segundo para acometer las obras de adecuación del Palau Olímpic para que se puedan realizar eventos no relacionados con el baloncesto, como ya adelantó 2Playbook.

El dinero de ambos préstamos, según explicó Morales, será devuelto al máximo accionista con la venta de los terrenos del Mas Ram y con los ingresos que generen al club los eventos que se realicen en el pabellón para l que solo falta “tener la licencia” y que mejore la situación sanitaria en España.

Morales resaltó que el Joventut ha sido “el único club de la ACB” que no ha hecho un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (Erte) ni a sus jugadores ni a sus empleados, y que eso le dio “credibilidad” para confeccionar la actual plantilla.

Publicidad

Publicidad

La redacción propone

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés