El pádel español busca el millón: patrocinio de El Corte Inglés y acuerdos con el WPT

El recientemente electo presidente de la FEP, Ramón Morcillo, apuesta por superar el millón de euros de facturación atrayendo media docena de marcas y trabajando en buena sintonía con el World Padel Tour y las federaciones internacionales.

padel federacion

En la Federación Española de Pádel (FEP) lo tienen claro: es el momento del pádel español. Esta disciplina deportiva, de la que España es primera referencia mundial, pide su turno y apuesta por un crecimiento de la disciplina, a pesar de los estragos de la pandemia. “Somos entre tres y cuatro millones de practicantes, el segundo deporte con más adeptos de España”, recuerda a 2Playbook su nuevo presidente, Ramón Morcillo, que apuesta por incrementar los recursos propios a través de nuevos patrocinios y de acuerdos con federaciones internacionales y el World Padel Tour, el circuito privado más importante del mundo de este deporte.

La FEP está en conversaciones con empresas de muy distintos sectores para poder cerrar, al menos, una media docena de acuerdos de patrocinio. La última en sumarse a la FEP, esta misma semana, ha sido la agencia de viajes de El Corte Inglés, que pasa a ser patrocinador principal y proveedor de viajes de la federación. “Con ello duplicaríamos los patrocinadores”, apunta Morcillo, elegido presidente hace sólo un mes tras ser secretario general de la institución y presidente de la Extremeña. Para aumentar su partida de ingresos en esta área, la FEP trabaja desde hace años con la agencia de marketing Vanquish.

Además, Morcillo ha incorporado en su junta a María Wakonnigg, socia-fundadora de Wakonigg Sports, como vocal de deportistas, marketing y comunicación. “Como experta en marketing y profesional del sector, nos podrá aportar ideas y asesorarnos” en una de las tres patas de la economía de la FEP y que ahora mismo es la tercera, con 112.000 euros facturados por este concepto en 2019, según los últimos presupuestos publicados.

Actualmente, la FEP cuenta como patrocinadores con Lotto, AON, Asisa, los relojes Roslain Sport y como proveedores tiene a las palas Babolat y las bolas Head. Sin embargo, el objetivo de Morcillo es superar la docena de partners gracias al “tirón” de un deporte en auge en toda España. “Tenemos prácticamente cerrados ya otros dos importantes socios”, adelanta el directivo, sin querer especificar el nombre de ninguno de ellos.

Con este impulso en el departamento de marketing, el pádel español podría superar fácilmente el millón de euros en ingresos en 2021, mejorando los 904.000 euros facturados en 2019. Sin embargo, el Covid-19 y el incierto escenario que dibuja a la totalidad de las federaciones deportivas españolas podrían tener su peso en un ajuste de las pretensiones iniciales.

Morcillo: “Somos más de tres millones de practicantes y 75.000 licencias; ahí hay un amplio margen de mejora”

La pandemia afectará muy probablemente al número de licencias federativas que volaban año tras año. “Pasamos de las 50.000 de 2015 a las 75.000 de 2019”, recuerda Morcillo que tiene en el aumento de esta partida un objetivo innegociable. “Somos más de tres millones de practicantes y 75.000 licencias; ahí hay un amplio margen de mejora”, destaca el presidente.

Las licencias le otorgan a la FEP una cuarta parte de su presupuesto, con algo más de 250.000 euros, por los 144.000 euros de las competiciones, repartidas entre los cánones en la cesión de torneos y las inscripciones. Impulso importante para que la FEP obtuviera un superávit de 93.000 euros en 2019.

Asimismo, el máximo dirigente del pádel español lanza una mano a los clubes federados, 1.357 en toda España, ante un momento de gran complejidad para ellos. “Nuestro deporte tiene unas condiciones que permiten aguantar este mal momento, y salir de ésta trabajando de forma coordinada”, asegura.

 

“Buenas relaciones” con la FIP y el WPT

Tras su elección como presidente, en sustitución de Alfredo Garbisu, Morcillo se ha comprometido a acercar posturas con las federaciones y organismos internacionales. El primer paso es con la Federación Internacional de Pádel (FIP), donde “España debe estar en el lugar que le corresponde dentro de la FIP. Tenemos que volver a estar en los órganos de gobierno y en las comisiones continentales”.

Sobre las disputas y desavenencias existentes entre la FIP y la Federación Europea de Pádel (Fepa), de la que España fue una de las participantes en su fundación en 2017, “queremos que la Fepa esté integrada en la FIP. Es necesario que esté reconocida”, solicita Morcillo.

En el caso de las relaciones de la FEP con el World Padel Tour (WPT), el presidente español se muestra igual de diligente. “Nos tenemos que entender. Es el circuito privado más importante del mundo, y sabemos que ellos realizan una importante inversión; pero nosotros tenemos los jugadores, la base, el relevo natural de las parejas que hay ahora”, recuerda Morcillo, que asegura que las relaciones son cordiales, y vamos a trabajar por llegar a acuerdos con ellos para la realización de proyectos en común”.

“Ojalá que de ahí salga una hoja de ruta para trabajar en conjunto para obtener recursos, patrocinios, coordinar calendarios, torneos…”, enumera el dirigente. El FEP tiene mucho trabajo por delante, pero también la fuerza de un deporte en boom y con grandes posibilidades de seguir creciendo.

Publicidad

Publicidad

La redacción propone

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés