Publicidad

Ródenas (FCP): “Es el momento de que España marque la pauta y ponga las reglas del pádel del futuro”

El presidente de la Federación Catalana de Pádel, la más numerosa en licencias del país, apuesta por un circuito profesional promovido por la FEP “con ranking propio y que dote de puntos para la previa del World Padel Tour”.

felip rodenas pádel presidente catalana grande blanco y negro

Felip Ródenas lleva apenas dos semanas como presidente de la Federación Catalana de Pádel (FCP). Sin embargo, en este tiempo se ha reunido ya en dos ocasiones con el nuevo presidente de la Española, Rubén Morcillo. Además de para debatir sobre aspectos relativos al sector federativo, en el que la FCP es la número 1 con algo más de 20.000 licencias, el dirigente catalán le ha a pedido a su homólogo que la FEP (Federación Española de Pádel) “marque la pauta y ponga las reglas del pádel del futuro. Ahora vienen cinco años muy importantes”. Una de las primeras medidas que propone es un circuito profesional “potente, con ranking propio que sirva para las previas del World Padel Tour”.

 

Entre 2010 y 2020, el número de federados al pádel en Cataluña pasó de 5.700 a algo más de 20.000, con una pandemia por medio. ¿Cómo valoras este crecimiento?

La cifra llegó a un récord de 22.000 en 2019, sí. El pádel ha sido la salvación de muchos clubes de tenis a nivel económico. A nivel social también ha emergido como un boom. Para este año, confío en que cerraremos 2021 con en torno a 21.000 fichas. Y también es muy importante la presencia de la mujer en este deporte. El pádel femenino tiene una connotación diferente al de cualquier otro deporte. Es el deporte en el que hay una mayor participación femenina.

 

¿Dónde se sitúa Cataluña en el mapa español del pádel?

Hace años que la FCP es la que más licencias tiene a nivel estatal. Y esto nos da un peso específico dentro de la federación. Tenemos el circuito más importante a nivel nacional, el circuito catalán, con una media de tres pruebas semanales y cuatro categorías: la absoluta, la Open, la de menores y la sénior. A eso se le suma la interliga femenina, con más de mil mujeres, y la liga catalana, que suma más de 17.000 licencias y 1.100 clubs participantes.

 

Esto último imagino que aporta importantes recursos económicos a la FCP.

A nivel económico, es una de las pruebas que nos da un mayor número de licencias. Y también sirve para fidelizar a los socios con sus clubes. Con este tipo de ligas, los socios se quedan jugando en sus instalaciones (de referencia) en vez de ir alternando.

 

¿Cómo ha sobrellevado el pádel la pandemia?

A nivel deportivo, bastante mal, porque muchas instalaciones han estado cerradas y esto es un perjuicio para el usuario y para los clubes. Cierto es que fue uno de los deportes que más pudo volver antes. Y a nivel federativo, la ausencia de ayudas directas a los clubes ha supuesto un gran perjuicio. Dentro de nuestro programa electoral incluimos la ayuda de 2.500 euros a cada club afiliado a la federación. Así ayudamos a resistir el impacto del Covid.

 

¿Confías todavía en obtener ayudas públicas por la Covid?

Seguiremos trabajando para que se saque una línea de subvenciones para los clubes.

 

“El pádel ha sido la salvación de muchos clubes de tenis a nivel económico”

 

En tu lema de campaña hablabas de una federación para todos los clubes. ¿A qué te refieres?

Nosotros creemos que la Federación estaba un poco alejada de los clubes. Los clubes, cuando tenían que solicitar subvenciones, por ejemplo, necesitaban más ayuda en el tema administrativo. La federación ha de ayudar en el tema de papeleo. Y luego, en el reparto de las sedes de los torneos de la FCP, seremos más equitativos.

 

¿Qué otros proyectos pondréis en marcha la nueva junta?

El proyecto deportivo más importante para el año que viene será crear una liga de menores de proximidad, parecida a la que hay en fútbol, basket o balonmano. En todas las escuelas hay un 95% de niños que no tienen un nivel para la alta competición. El objetivo con esta liga es que los niños se diviertan jugando partidos contra clubes vecinos. Los propios técnicos pactarían quiénes juegan entre sí, según nivel. Con esto se fideliza al niño, que ahora muchos no tienen más que el atractivo de ir a entrenar. Además, consigues darle un valor social y de comunidad: el niño se siente identificado con el club y así es más difícil que deje el deporte.

 

¿Alguna cosa más?

Para los entrenadores ofreceremos cursos de tecnificación por toda Cataluña. Crearemos dos cursos en cada provincia de Cataluña. Hasta ahora sólo había en Barcelona, lo que dificultaba la formación de los técnicos para que den un mejor nivel del pádel.

 

Me hablabas antes de la figura de la mujer. En el pádel catalán hay 11.000 licencias masculinas, frente a 7.000 femeninas. ¿Qué planes para ellas?

Nuestra junta está compuesta por ocho mujeres y seis hombres. Creo que no hay otra federación u organismo federativo que tenga este reparto. Tenemos, además, una vocal para el pádel femenino y la interliga de la que te hablaba antes.

 

En la Federación Española de Pádel (FEP) también ha habido relevo en la presidencia recientemente. ¿Cómo es la relación de la FCP con la Española?

Yo ya he tenido un par de reuniones con Ramón, y le he dicho que nos gustaría caminar con ellos. Las relaciones entre FEP y FCP estaban un poco mermadas, pero las estamos recuperando. Le he hablado de varios aspectos a realizar.

 

“Cataluña y España pueden abrir un nicho de mercado atrayendo a los jugadores y clubes escandinavos para que han aquí sus ‘stage’”

 

¿Qué aspectos?

Le he comentado que para la Española sería bueno crear una liga propia con un ranking propio que dotara de puntos para la previa de World Padel Tour. Ahora tenemos una cosa medio ambigua con la Federacion internacional de Pádel (FIP), pero necesitamos un circuito fuerte nacional. Sin un circuito profesional fuerte estás cojo.

 

¿Y qué feedback has recibido de la FEP?

De entendimiento. Ahora depende de que todas las federaciones autonómicas defendamos a la Española. Si yo la puenteo y voy a la FIP para hacer mis torneos, así no conseguiremos que la FEP sea fuerte. Ahora estamos en un momento clave para marcar una pauta y que España ponga las reglas. Porque en el momento que haya pádel en toda Europa seremos una más. Esto es lo que quiero hacer entender.

 

Estamos viendo un gran auge de los mercados escandinavos. ¿Cataluña atrae turismo deportivo de pádel de allí? ¿Es una opción de negocio?

Evidentemente, si hacemos bien las cosas, toda la tecnificación europeos se pueden hacer desde la FEP y la FCP. Todos los stage que hacen en marzo-abril los jugadores y equipos escandinavos, hacerlos aquí. Ahí se abre un nicho muy importante para el negocio y la práctica del pádel. Pero te repito lo mismo: hay que marcar una línea ahora o si no perderemos el tren. En cinco años el viaje ya será compartido.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés