Publicidad

El Atlético de Madrid ‘exprime’ el título liguero: Hyundai renueva un año más en la camiseta

La automovilística se incorporó en 2018 a la manga izquierda de la elástica colchonera y ha acordado ampliar hasta 2021-2022 su alianza, que incluye el primer equipo femenino. El pasado diciembre también se amplió un año más el patrocinio de Plus500.

atletico de madrid saul 20 21

El Atlético de Madrid empieza a sacar partido a su título liguero. El conjunto rojiblanco ha anunciado la renovación de Hyundai por un año más, hasta 2021-2022. De este modo, la automovilística se mantendrá en la manga izquierda de la camiseta que ocupa desde 2018-2019, tanto del primer equipo masculino como el femenino. Se desconocen los términos económicos.

“Después de tres años juntos, hemos formado un gran equipo, algo que se ha hecho incluso más sólido en estos complicados últimos tiempos”, ha valorado Iñigo Aznar, director comercial del Atleti, sobre lo que supone una renovación de ese tipo en un momento complicado para el patrocinio deportivo.

Andreas-Christoph Hofmann, vicepresidente de marketing y producto de Hyundai Motor Europe, ha añadido que, desde el estreno de la asociación, “hemos compartido recuerdos inolvidables; […] estamos deseando continuar este excepcional viaje y ampliar nuestra colaboración con el club y sus aficionados”.

La renovación de este contrato se produce medio año después de que ya se atara la continuidad de Plus500 por un año más, también hasta el término de 2021-2022. El anterior contrato, renovado en 2017, estaba valorado en 15 millones de euros anuales. En lo que va de curso también se han sumado nuevos aliados comerciales, como la marca de equipamiento deportivo BH Fitness, el fabricante de televisores TD Systems o Socios.com.

La confianza de los patrocinadores supone un espaldarazo al proyecto corporativo del Atleti, que hace una semana anunció la puesta en marcha de una ampliación de capital por 181,9 millones de euros para compensar las pérdidas provocadas por la Covid-19 y reducir el volumen de deuda acumulado por la entidad.

El club defiende que esta ampliación de capital servirá para “mitigar los efectos económicos adversos causados por la pandemia en los ingresos del club durante esta temporada, así como reducir el nivel de endeudamiento motivado tanto por la inversión en el nuevo estadio como por la adquisición de jugadores para mantener el nivel de competitividad del primer equipo”.

El club colchonero cerró 2019-2020 con unas pérdidas de 1,78 millones de euros, que son atribuibles a los números rojos de sus franquicias en México y Canadá, como ya adelantó 2Playbook. De no ser por este plan internacional, el beneficio habría sido de 11,1 millones a pesar del impacto de la Covid-19 en el negocio.

De cara a 2020-2021, el club necesitaba generar 67 millones de euros adicionales con la venta de futbolistas para esquivar las pérdidas, tras los 60 millones que ya se aseguró con la venta de Thomas y la cesión de Morata. Eso sí, también necesitaba aplicar una rebaja salarial del 13% cuando aún aspiraba a que sería posible obtener 15,7 millones por socios y abonados.

En el marco de esta nueva operación, los dos principales accionistas y dirigentes del club han decidido canalizar su participación en un mismo vehículo de inversión. Se trata del consejero delegado, Miguel Ángel Gil Marín, que controla el 46,68% del capital, y el presidente, Enrique Cerezo, con el 15,21%. Al margen quedaría la participación del fondo de inversión israelí Quantum Pacific, (32%), cuyo representante en el consejo, Antoine Bonnier, no figura en el órgano de gobierno del nuevo vehículo inversor.

Publicidad

Publicidad