Publicidad

La SD Eibar y Avia finalizan su acuerdo tras seis años como patrocinador principal

En la frontal de la camiseta ‘armera’ desde 2015-2016, la operadora petrolífera y el equipo de LaLiga Santander han rescindido contrato de mutuo acuerdo. El club preveía ingresar 4,5 millones desde el área comercial esta temporada.

Eibar AVIA Laliga

La SD Eibar y Avia ponen fin a uno de los patrocinios principales más longevos en la actual LaLiga Santander. La operadora petrolífera dejará de ocupar la frontal de la camiseta armera, dando por concluida la vinculación entre ambas partes, que expiraba este 30 de junio. Por el momento, el primer equipo portará el lema Denok Batera (Todos Juntos, en castellano) hasta que el club encuentre un nuevo socio. “Estamos en conversaciones con varias empresas; ya veníamos manteniéndolas meses atrás, desde que supimos que Avia no continuaría”, ha declarado Jon Ander Ulazia, consejero delegado del club, que no ha descartado que la entidad firme un nuevo socio principal antes de que finalice la temporada.

Se desconoce la cuantía que abonaba la marca, propiedad de la empresa guipuzcoana Esergui, pero en comercialización y publicidad, la entidad percibió 3,97 millones de euros en 2019-2020, cifra que preveía incrementar hasta los 4,5 millones este curso. Antes de la firma del último contrato, que unía a las partes de 2019 a 2021, la petrolífera pagaba 600.000 euros por temporada.

“Tanto la SD Eibar como Avia desean hacer constar su agradecimiento y satisfacción por estos imborrables años de colaboración exitosa, modelo de trabajo en equipo entre ambas entidades guipuzcoanas”, reza el comunicado del club azulgrana.

Tras la salida de Avua, el Eibar mantiene como socios comerciales a Euskaltel, patrocinador principal del equipo femenino, que compite en la Primera Iberdrola; a Joma, su proveedor técnico; así como a CaixaBank y San Miguel como patrocinadores premium.

 

Beneficio récord de 15 millones en 2019-2020

El club armero cerró 2019-2020 con un beneficio neto récord de 15,1 millones de euros (frente a los 20 millones previstos), pese a que la cifra de negocio se contrajo un 8,5% interanual a causa de la pandemia, hasta 51,33 millones de euros.

La razón no fue otra que las fuertes plusvalías por traspasos que consiguió el pasado verano, que supusieron 18,2 millones de euros, más del triple en comparación con 2018-2019. Además, su apuesta por reinvertir estos ingresos extra en plantilla deportiva le permitió beneficiarse de las exenciones fiscales del País Vasco a las reinversiones, de modo que el Impuesto sobre Sociedades le salió a devolver en 2,5 millones.

El cierre de los estadios a partir del mes de marzo provocó que los ingresos por taquilla bajaran un 19% interanual, hasta 332.642 euros, mientras que la recaudación por socios y abonados fue un 7,2% inferior, con 819.240 euros tras las devoluciones aplicadas por los partidos no disputados. Estas dos partidas apenas representan un 2,2% de los ingresos recurrentes.

En cuanto a la televisión, resultados deportivos y el traslado de varias jornadas al ejercicio fiscal de 2020-2021 explican que la factura audiovisual fuera un 9,1% inferior, hasta 46,2 millones de euros. El área comercial resistió bien y apenas cedió un 0,2%, hasta 3,97 millones de euros, gracias al fuerte incremento de cobros por la explotación de la U televisiva.

De cara al ejercicio en curso, el consejo presidido por Amaia Gorostiza prevé generar unos ingresos ordinarios de 58,43 millones de euros, un 13,8% más interanual. De este importe, 53,87 millones corresponden a los derechos de televisión, tanto los de 2020-2021, como la parte proporcional de 2019-2020 que se disputó en julio y agosto.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés