Publicidad

El deporte va por libre: el practicante escapa al club y gana enteros el ‘home fitness’

La práctica deportiva por libre gana a la federada, una tendencia que venía creciendo en los últimos años y que, debido a la pandemia, se ha acabado de consolidar. Suben las disciplinas como gimnasia, musculación y senderismo; caen fútbol y natación.

calistenia barceloneta

Ejercitarse por libre, solo o en grupos reducidos, en casa, al aire libre o en un centro que ofrece amplios horarios, son algunas de las opciones más convenientes para la práctica deportiva. Atrás queda la vía federada que, en el caso de los deportes de equipo, exige adaptarse a un calendario de entrenamientos y de partidos. Así lo reflejan las cifras de la Encuesta de Hábitos Deportivos, informe que cada cinco años toma el pulso a la práctica deportiva popular en España. La tendencia es clara: los españoles prefieren ejercitarse con mayor flexibilidad y conveniencia.

Del total de personas que realizaron deporte durante el último año, sólo el 8,9% cuenta con licencia deportiva federada en vigor. Es una opción que seduce especialmente al público masculino (12,8%), frente al femenino (5,3%), con especial penetración entre los jóvenes de entre de 15 a 24 años, con un 18%.

No es baladí que sea así, ya que la práctica deportiva federada, especialmente si es en disciplinas que se practican en grupo, exige cierta disponibilidad en el calendario semanal. A medida en que los practicantes crecen y deben compaginar esta actividad con su vida profesional y familiar, caen los porcentajes de practicantes deportivos que están federados. De hecho, en el tramo de edad que va de los 25 a los 34 años, la tasa cae al 9,3%, y entre los que tienen entre 45 y 54 años se sitúa en el 8,5%.

Tomando como referencia únicamente el grupo que se ejercita semanalmente, la tasa de practicantes con licencia deportiva en vigor ha caído desde 2010. Aquel año, la tasa era del 16,4%; en 2020, del 13,6%. Esta caída contrasta con el incremento de españoles que practican actividad física. En 2010 era un 37% y en 2020 un 54,8%. Es decir: aunque aumenta el número de practicantes y el número de federados ha aumentado un 9,7% desde 2015, ha caído el porcentaje de deportistas federados sobre el total la población, y el motivo no es otro que la búsqueda de opciones más flexibles y nuevas modalidades.

Pero, ¿cuáles son? En diez años, el fútbol ha pasado de copar el 8% de los practicantes a sólo contar con un 5%; en ese mismo periodo de tiempo, el senderismo ha pasado del 1,8% a representar un 8,9% de los españoles que hacen deporte cada semana. Lo mismo ha ocurrido con el ciclismo, la gimnasia, el running, la musculación y las clases dirigidas (actividad física con música). La gimnasia ha pasado de representar el 12,5% de los practicantes semanales ha concentrar el 21,9% y ser la disciplina más elegida en tan sólo diez años.

En cambio, la natación se ha dejado dos puntos porcentuales, y otras disciplinas como el baloncesto y el atletismo también han perdido peso entre los atletas más asiduos. Son tendencias que reflejan la preferencia por ejercitarse por libre o en centros deportivos. Por ejemplo, el porcentaje de atletas que entrenan cada semana en asociaciones y clubes deportivos ha caído del 12,7% al 12,4% en cinco años, mientras que quienes lo hacen en los gimnasios ha crecido del 17,6% al 21%. Tanto las mujeres como los hombres prefieren el club de fitness al club deportivo, aunque ellas son mayoría en el gimnasio, con un 21,8%, por el 20,2% de ellos.

;

Eso sí, el confinamiento provocó un freno sin precedentes en la actividad de los clubes deportivos y gimnasios. El cierre temporal -total en algunos momentos- de las instalaciones redujo al hogar la práctica deportiva, y las consecuencias no se hicieron esperar. Del informe elaborado por el Consejo Superior de Deportes (CSD) se desprende que uno de cada diez investigados ha dejado de asistir al gimnasio de manera presencial tras el confinamiento. De este 10%, el 7% lo ha dejado de manera temporal, es decir, se ha dado de baja, aunque planea volver, o ha congelado la tarifa. El 2,2% manifiesta que ha dejado el gimnasio de manera definitiva.

Y, ante esta situación, el hogar se ha convertido en el lugar donde entrenar. Así lo manifiestan el 36,3% de las personas que hicieron deporte durante el último año (por el 19,4% de 2015). Es cierto que la mayoría continúan prefiriendo entrenar en otros lugares al margen del hogar, el centro de estudios o el lugar de trabajo, pero es una opción cada vez menos elegida.

Así lo demuestran los datos, que apuntan a que en 2020 el 72,7% de los españoles que hicieron deporte en algún momento del año optaron por hacerlo en el parque o en el campo (2,7 puntos menos que en 2015). Un 45,3% eligieron instalaciones deportivas específicas (campo de fútbol, polideportivo o gimnasio), una opción que hace cinco años eligió el 58,8%.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés