Publicidad

El Olympique de Lyon pierde 36,5 millones en 2019-2020 tras facturar un 12% menos

El club francés, que reclama una indemnización de 117 millones a la Ligue-1 y el Gobierno de Francia, anticipa números rojos para 2020-2021 por no haberse clasificado para la Champions League y el cierre de estadios.

olympique lyon 20 21
olympique lyon 20 21

El Olympique de Lyon no abandonará los números rojos mientras continúen los estragos del Covid-19. El club de la Ligue-1 cerró 2019-2020 con unas pérdidas de 36,5 millones de euros y ha anticipado que el resultado neto volverá a ser negativo en 2020-2021, ya que a la caída de ingresos por el cierre de los estadios se le suma el hecho de no haber logrado la clasificación para la Champions League ante el abrupto cierre de competición que se produjo en Francia.

Esta es la razón por la que el club controlado por Jean Michel Aulas mantiene una reclamación de 117 millones de euros por daños y perjuicios contra la gestora del fútbol profesional en el país y el propio Gobierno. La razón no es otra que haberle privado de conseguir una plaza para el torno de la Uefa en el tramo final y las penalizaciones asumidas con operadores audiovisuales y patrocinadores.

Esta es la razón por la que la facturación total del grupo bajó un 12% interanual en 2019-2020, hasta 271,6 millones de euros. El retroceso del negocio ordinario fue aún mayor, del 18%, hasta 180,7 millones. No hubo una sola mejora en las líneas de ingresos tradicionales, y sólo las plusvalías por traspasos fueron ligeramente superiores a las de 2018-2019.

El área de ticketing generó 35,5 millones, con un descenso interanual del 15%, mientras que la factura audiovisual fue un 20% inferior y se situó en 97,6 millones. Los contratos de patrocinio aportaron un 13% menos, hasta 27,2 millones de euros; las ventas de merchandising sólo fueron de 13,6 millones, un 15% menos, y la organización de eventos se quedó en 6,7 millones, un hundimiento del 30%.

El Olympique de Lyon trató de ajustar la caída de ingresos con menos gastos, pero le fue casi imposible. De hecho, los gastos de personal fueron superiores a los del ejercicio anterior, pasando de 130,9 millones a 132,5 millones de euros, pese al acuerdo de rebaja salarial que se alcanzó con el vestuario. “Estos ahorros están enmascarados por el aumento en los costes de personal generados por el fortalecimiento del equipo masculino”, señala la dirección, en referencia a los fichajes realizados antes de la pandemia.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés