Publicidad

BeOne negocia un préstamo de 24 millones con Cofides para proteger su caja tras la Covid-19

La gestora de instalaciones deportivas ha superado los primeros filtros para acceder al Fondo de Recapitalización de empresas afectadas por la pandemia, gestionado por el Ministerio de Industria. El objetivo es destinar dichos recursos a su expansión.

BeOne

BeOne quiere reforzar su situación financiera y dotarse de los recursos necesariosa para abordar su expansión tras la pandemia, y ha recurrido al Ministerio de Industria para lograrlo. La gestora gallega de instalaciones deportivas ha pedido 24 millones de euros de financiación al Fondo de Recapitalización de empresas afectadas por la Covid-19, según ha podido saber 2Playbook.

Se trata de un mecanismo activado por Cofides, la sociedad estatal de capital mixto que gestiona fondos del Estado para apoyar la internacionalización de empresas españolas. Tras la pandemia, esta entidad ha lanzado un fondo de 1.000 millones de euros para apoyar a empresas que han sufrido una merma de al menos el 20% de su facturación en 2020. El objetivo es contribuir a la solvencia de las compañías tras las dificultades afrontadas durante la crisis sanitaria y favorecer una continuidad que salvaguarde los puestos de trabajo y el tejido empresarial.

BeOne hizo la petición para acceder a este fondo el pasado agosto, como adelanta La Información, y espera recibir una respuesta de Cofides antes de que acabe el año. “El feedback está siendo positivo; se ha superado la primera fase de elegibilidad y también el análisis de rating realizado por una empresa externa”, explica Víctor Reyero, director financiero de Serviocio, a este medio.

Sólo pueden acceder a estos recursos las empresas no financieras con una facturación de entre 15 millones y 400 millones de euros que justifiquen una caída del negocio en 2020 de al menos el 20%. La merma económica de BeOne no ha trascendido, pero estuvo por encima de ese porcentaje al tener cerrada su red de centros deportivos entre mediados de marzo y junio, afrontando cierres puntuales durante el resto del año y limitaciones en su actividad en la actualidad. De media, los principales operadores españoles del sector del fitness dejaron de facturar un 40%, un porcentaje que la patronal Fneid ha elevado al 64%.

Otro de los criterios financieros que Cofides tiene en cuenta es el deterioro en la estructura de capital de BeOne, así como el hecho de no haber tenido problemas de viabilidad a cierre del ejercicio 2019. Además, es una condición que la gestora tenga una estructura de endeudamiento sostenible y un plan de negocio que demuestra viabilidad a futuro.

La consecución de dicha financiación no supondrá ni la capitalización de deuda ni la entrada en el accionariado del organismo público, dos instrumentos que Cofides sí plantea pero que BeOne no ejecutará. “No entrarán en el capital, es una operación de deuda”, subraya Reyero. Se desconoce el tipo de interés y el plazo de devolución, algo que se definirá en los próximos meses, pero la compañía asume que las condiciones serán buenas y a devolver en un plazo de al menos cinco años. “Son condiciones que apalancarán la empresa de manera importante, pero que permitirán subsanar las pérdidas de la Covid y, especialmente, apoyar el crecimiento de la empresa”, añade.

Ese crecimiento se materializará próximamente con la apertura de un club propio en Lugo en enero de 2022, tras realizar una inversión de 3,8 millones de euros. La compañía cerró 2019 con una facturación de 28,6 millones de euros, con 170.000 clientes abonados y una plantilla compuesta por 1.200 trabajadores. A falta de abrir en Lugo, actualmente opera 33 centros municipales y tres clubes en propiedad, para un total de 34 instalaciones.

De conseguir la financiación, BeOne destinará los recursos a crecer y a paliar los efectos de la crisis

BeOne no es la única gestora de instalaciones deportivas que ha pedido el apoyo de un organismo público para conseguir financiación. DiR ha solicitado 25 millones de euros al fondo creado por la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (Sepi) para ayudar a empresas con problemas, tras haber recibido 2,6 millones de euros de la Generalitat de Catalunya. Holmes Place solicitó 26,5 millones de euros al fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresa Estratégicas.

Un informe encargado por Fneid a la consultora Valgo y al grupo de investigación Gestión e Innovación en Servicios Deportivos, Ocio, Recreación y Acción Social (Gisdoras) de la Universidad de Sevilla señala que los gimnasios españoles dejaron de facturar 1.505 millones de euros entre marzo de 2020 y el mismo mes de 2021 como consecuencia de los cierres temporales, las restricciones y la reducción del número de clientes.

Otro informe elaborado por la firma de servicios BDO detalla que la previsión para 2021 es que las ventas del fitness español mejoren de media un 24% respecto a 2020, lo que indica que el sector no recuperará este año los niveles de facturación precrisis. De hecho, el 36% de los directivos y directivas apunta al segundo semestre de 2023 como momento en que el sector dejará de verse afectado por la pandemia, aunque la mitad reconoce que no será hasta 2023 cuando se recupere el nivel de ingresos y de abonados previo a la crisis sanitaria.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés