Publicidad

Cataluña rectifica y finalmente no decreta el cierre de gimnasios en centros comerciales

Pese a que el Govern lo comunicó en la rueda de prensa, la presión del sector del fitness ha surgido efectivo y finalmente no han introducido en la resolución el cierre de centros deportivos en grandes superficies.

Gimnasio Metropolitan

La Generalitat de Catalunya da marcha atrás y no obligará al cierre de gimnasios en los centros comerciales. Pese a que el pasado viernes el Gobierno catalán comunicó en rueda de prensa que los centros deportivos ubicados en grandes superficies deberían cerrar durante al menos quince días, finalmente no se ha publicado dicha resolución en el Diari Oficial de la Generalitat de Catalunya (Dogc).

La patronal catalana del fitness, Adecaf, ha presionado durante el último fin de semana para evitar que el cierre afectara a los centros deportivos ubicados en grandes superficies, una situación que afectaba a DreamFit, McFit y Metropolitan, entre otras cadenas.

Finalmente, todos los complejos deportivos cubiertos podrán seguir operando con un aforo limitado al 30%, controlando el acceso, solicitando cita previa y garantizando que los usuarios se ejercitan con mascarilla, excepto cuando utilicen la piscina. Los vestuarios deberán estar cerrados, con excepción de los clientes que practiquen natación. En el caso de los complejos deportivos al aire libre, el aforo se eleva al 50%.

Impacto económico del cierre de la actividad deportiva

El sector deportivo catalán con ánimo de lucro ha actualizado la cifra de la pérdida económica por la Covid-19. Indescat, el clúster que aglutina a las gestoras de instalaciones y eventos, fabricantes, retailers y start ups vinculadas al deporte ha cifrado en 272 millones de euros el negocio que esta industria ha dejado de facturar desde marzo. Este importe no incluye los ingresos que han dejado de generarse en las entidades sin ánimo de lucro, como los clubes deportivos y las federaciones.

Las empresas de eventos, productos y servicios deportivos, entre las que no se incluyen las gestoras de complejos deportivos, prevén dejar de facturar 193 millones de euros en 2020 y dejar de aportar 633 millones de valor añadido bruto (VAB). En cuanto a los gimnasios, la patronal catalana del fitness Adecaf ha pedido al Govern la inyección de ayudas directas por 48 millones de euros para 2020, puesto que los clubes han tenido que cerrar en tres ocasiones. También ha solicitado 40 millones adicionales para mitigar el impacto del virus en 2021. Con todo, y al margen de las cifras facilitadas por Indescat, el presidente de Adecaf, August Tarragó, afirmó la pasada semana que el sector prevé dejar de facturar 400 millones de euros en 2020.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés