Publicidad

El epílogo de la Agenda 2020 del COI: ahorro de 3.800 millones y adiós a las nuevas sedes fijas

En los Juegos de Los Ángeles 2028 todos los recintos deportivos serán temporales o ya existentes, un ejemplo claro de la apuesta por la sostenibilidad medioambiental y económica del movimiento olímpico.

LA 2028 Juegos COI

Los Juegos Olímpicos serán cada vez más eso, un juego entre deportistas de élite, donde la sostenibilidad será protagonista. Este es el resultado de la Agenda 2020 planificada y aprobada por el Comité Olímpico Internacional (COI) hace seis años y que en pocas semanas llega a su fin. El macroproyecto acaba con, entre otras claves, 4.580 millones de dólares (3.800 millones de euros) ahorrados durante este periodo en la organización de los Juegos de Tokio y la eliminación ya en Los Ángeles 2028 de las nuevas sedes permanentes.

Para la cita angelina no se construirá ningún recinto deportivo permanente, limitando las nuevas obras a espacios temporales. Antes, en Paris 2024, el 95% de las sedes ya serán de este tipo, y se sumarán a instalaciones ya existentes en la capital francesa.

Con ello se reduce significativamente el coste de la organización de unos Juegos Olímpicos, que, además, disminuirán también en tamaño. En Paris 2024 participarán 592 deportistas menos que en Tokio 2020, y la suma de atletas y personal que no irán a Francia con respecto a la cita japonesa roza el millar.

En términos de presupuestos, Tokio 2020 ha logrado ahorrar 2.200 millones de dólares (1.817 millones de euros) con la revisión del Plan Maestro de las sedes elaborado por el COI, otros 2.100 millones de dólares (1.734 millones de euros) con la denominada Nueva Norma -que añaden nuevos requerimientos a los ya existentes- y 280 millones de dólares (231 millones de euros) más gracias a los planes de optimización y simplificación de la organización de la cita olímpica tras la llegada de la Covid-19.

 

Contracción del 80% en los presupuestos de las candidaturas olímpicas

En materia de ahorro, los Juegos Olímpicos de Invierno son un ejemplo. Según ha informado el COI este viernes, la media de los presupuestos de las candidaturas que optaron a los Juegos de 2022, que se celebrarán en Pekín, ascendía a 35 millones de dólares (29 millones de euros). Esta cifra se redujo en casi un 80%, hasta los 5 millones de dólares (4,1 millones de euros), en la siguiente elección de la ciudad olímpica que albergará los Juegos de 2026 (Milán-Cortina d’Ampezzo).

La paridad de género se logrará en los Juegos Olímpicos de París 2024 con exactamente el mismo número de atletas masculinos y femeninos que participarán, después de Tokio 2020, que logrará la igualdad de género con un 48,8 por ciento de mujeres participantes. En Londres 2012, antes de la Agenda Olímpica 2020, las mujeres constituían el 44,2 por ciento de los competidores.

 

260 millones de dólares para garantizar un deporte limpio

Asimismo, el COI ha cifrado en 260 millones de dólares (215 millones de euros) el gasto que realiza el movimiento olímpico en la lucha contra el dopaje. La mitad de ese dinero -112 millones de euros- lo aporta la institución. En este sentido, el comité ha creado en virtud de la Agenda 2020 la Agencial Internacional de Pruebas (ITA) con una inversión de 30 millones de dólares (25 millones de euros).

Asimismo, el COI dedica diez millones de dólares (8,2 millones de euros) para combatir el amaño de partidos y la corrupción relacionada con esta manipulación de las competiciones, y otros 2,5 millones de dólares (2 millones de euros) para investigar y atrapar a las personas que fomenten el dopaje entre los deportistas.

 

600 millones de dólares en ayudas sociales

Por último, el COI ha trabajado en los últimos años en incrementar su área de solidaridad olímpica. En ella se trabaja la inclusión de los deportistas vulnerables, ayudando incluso a que puedan formarse y seguir compitiendo hasta alcanzar los Juegos.

Para esta partida se han reservado 590 millones de dólares (487 millones de euros) para el siguiente ciclo olímpico (2021-2024), un 90% más de lo establecido en el ciclo que ahora acaba. En este sentido, la llegada de la Covid-19 ha generado que el COI cree un paquete de ayudas adicional de 150 millones de dólares (124 millones de euros) para ayudar a los atletas y los comités olímpicos nacionales a sufragar, entre otros aspectos, las becas para sus deportistas, muchos de ellos preparando los próximos juegos de Tokio.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés