Publicidad

Los fondos proponen inyectar 500 millones a Mediapro y quedarse el grupo si Hontai no recapitaliza

Searchlight Capital e Invesco, que controlan el 50% de la deuda de la compañía, proponen conceder un préstamo que sólo les daría el control de la compañía si la china Orient Hontai no cumple su compromiso de inyectar 620 millones de forma inmediata.

mediapro centro de produccion

Nuevo capítulo en el pulso por la toma de control de Mediapro. Searchlight Capital e Invesco han lanzado un nuevo ultimátum a la china Orient Hontai, que semanas atrás contraatacó proponiendo una inyección de 620 millones de euros en varias fases. Los dos fondos consideran que esta solución es “inaceptable”, según adelanta Expansión, por lo que proponen una inyección de 500 millones a través de un crédito subordinado que les daría definitivamente la mayoría en caso de incumplimiento.

Las dos firmas de inversión controlan más del 50% de la deuda financiera del grupo audiovisual, que supera los 900 millones de euros. Es decir, que son el principal acreedor y quienes más en duda están poniendo la capacidad del máximo accionista para resolver la situación. En su opinión, según una carta remitida la banco de inversión Lazard, Orient Hontai sólo tendría intención de aportar 150 millones de euros para ponerse al día con los vencimientos de deuda, pero no resolviendo los problemas provocados por la Covid-19 a medio y largo plazo.

Por eso, Searchlight Capital e Invesco proponen que esta nueva aportación de 500 millones sea a través de un préstamo que se cancelaría de forma automática en el momento en que el accionista chino cumpla su compromiso de inyectar 620 millones. Eso sí, lo condicionan a que sea un pago único y no en fases, como proponía en su plan original de recapitalización.

En paralelo a esta nueva propuesta, los dos fondos mantienen la oferta inicial que se planteó cuando empezaron a adquirir deuda de Mediapro: conversión de 330 millones de pasivo en capital e inyección adicional de 170 millones. Orient Hontai indicó que “ningún inversor sensato” aceptaría esta propuesta, que les quitaría la mayoría del 54% que hoy tienen. El resto se reparte entre la agencia de publicidad WWP (22%) y los dos socios fundadores, Jaume Roures (12%) y Tatxo Benet (12%).

Mediapro sufrió en 2020 uno de los años más complicados de su historia, que se cerró con un retroceso del 38% de la facturación, hasta 1.115 millones de euros, y unas pérdidas operativas de 260 millones de euros. En 2019, ejercicio previo a la Covid, el ebitda había sido de 224 millones de euros positivos.

El grupo audiovisual completó el primer semestre del año con un ebitda de 115 millones de euros, un resultado operativo que prácticamente cubre los 124 millones previstos para todo el año. Además, la facturación se disparó un 68% interanual, hasta 669 millones de euros.

“Esta evolución hace presagiar unos excelentes resultados para el conjunto del año”, avanza la compañía liderada por Jaume Roures y Tatxo Benet. Por ello, la dirección ha decidido elevar su objetivo de ventas para 2021, que meses atrás marcó en 1.237 millones de euros.

“Mediapro podría cerrar el año con un incremento de su cifra de negocio del 25%”, explica en un comunicado. En el mismo, recuerda que ha reincorporado prácticamente el 100% de sus profesionales y cuenta en la actualidad con más de 7.000 trabajadores operativos en sus 58 sedes en 36 países.

Publicidad

Publicidad

Alta Newsletter

Completa el formulario para unirte a la comunidad de profesionales de la industria del deporte de 2Playbook y recibir cada mañana la información que necesitas para tu jornada.

Formulario

* Opcional
Áreas de interés